Cómo alimentar a una tarántula


Los grillos son el alimento fundamental en la dieta de la tarántula

Las tarántulas son animales fascinantes que comen insectos y pequeños ratones. Desde hace unos años se vienen comercializando y han desplazado al perro o al gato como animal de compañía para aquellos que quieren dar un paso más y tener un animal exótico en casa.

Las películas y las leyendas urbanas le han dado a la tarántula un halo de ‘animal peligroso’, se dice que su picadura es mortal pero no es así. Es dolorosa, como si te picaran dos arañas pequeñas, eso no quiere decir que tengamos que bajar la guardia. Las tarántulas son escaladoras e intentarán escaparse del terrario.

A la hora de alimentar correctamente a nuestro arácnido debemos estar muy seguros de que los alimentos no han sido tratados con insecticidas y que no dañen a nuestra tarántula. Las abejas, saltamontes, avispas u hormigas están totalmente prohibidas.

Las tarántulas tienen un metabolismo lento y pueden comer poco y, al a vez, darse atracones. El alimento básico de su dieta son los insectos vivos cuyo tamaño no debe ser mayor que un cuarto del tamaño del abdomen de la tarántula.

Lo mejor: los gusanitos son baratos

Tarántula1

Trata de comprar las presas un par de horas antes de dárselas. Estos animales se alimentan una vez a la semana y su alimentación es barata. Los grillos son animales fundamentales en su dieta, también las cucarachas aunque hay que tener cuidado de que no se escapen. También se le pueden dar gusanos que se venden como alimento específico para arañas.

Los días previos a la ingesta de insectos puedes ofrecerle a la tarántula verduras y vegetales así variarás su dieta porque no es aconsejable que esté gorda.

Ojalá que lluevan gusanos y grillos

Ya tenemos la comida de la tarántula pero ahora ¿Cómo se la suministramos? No consiste en abrir la tapa y que lluevan grillos y gusanos sobre la tarántula. Hay que seguir unos pasos sobre cómo alimentar a una tarántula.

  • 1. Antes de levantar la tapa para introducir el alimento, localiza a la tarántula en el terrario. Si ha escalado y está cerca de la tapa debes empujarla con un palo para que vuelva al fondo.

  • 2. Coge una presa con unas pinzas y deposítala sobre el terrario y cierra la tapa. Una tarántula adulta come entre dos y seis grillos a la semana.

  • 3. Si la tarántula no se ha comido todas las presas, retíralas del terrario al día siguiente. Con los gusanos hay que tener cuidado de que no se metan entre la tierra y la tarántula pase de cazador a ser cazado. Éstos pueden salir de la tierra en la época de muda de la araña, cuando ésta es más vulnerable y atacarla.

  • 4. Procura alimentar a tu tarántula durante la noche porque son animales nocturnos y nunca la manipules mientras la estás alimentando.

La tarántula es una animal que nunca podrás achuchar como un gatito o jugar como con un perrete. La observación es el punto fuerte de estos intimidantes animales. A pesar de su mala reputación, en parte por su tamaño, son solitarias. Las viudas negras, por ejemplo, son más pequeñas pero más peligrosas. Pon una tarántula en tu vida y nunca dejes el terrario abierto.

foto-iratxe

Iratxe Comas Quintero
Periodista, blogger y community manager




Ofertas en Amazon.es para tu mascota

¿Qué opinas sobre este artículo?

Sé el primero en comentar

avatar
900
wpDiscuz